La Educación Adolescente empieza en la infancia. Entrevista a Mónica Serrano - Psicóloga

31 may. 2017
Educación en la adolescencia, entrevista a Mónica Serrano Psicóloga especializada en maternidad y crianza respetuosa

La psicología es una ciencia que nos aporta recursos para afrontar todo tipo de situaciones en la vida. Aunque muchas personas todavía desconfíen de esta ciencia, deberíamos ser conscientes de la gran ayuda que nos proporciona a todos los niveles.

En este caso trataremos el tema de la maternidad y la paternidad de la mano de Mónica Serrano , Psicóloga especializada en maternidad y crianza respetuosa, a la que le he realizado unas cuantas preguntas para que nos aporte su perspectiva profesional y su opinión al respecto de estos procesos que tanto nos cuesta acompañar.

En esta entrevista Mónica Serrano nos habla del fracaso escolar, de las carencias sociales y de cómo ayuda la psicología en nuestra vida, entre otras cosas.

Te invito a reflexionar y a descubrir a esta ilustrada profesional que en su Facebook (podrás encontrar todos sus datos al final del post) nos ilumina constantemente con conocimientos sobre psicología que nos ayuda a entender mucho mejor nuestras conductas y nuestras emociones.

¿Cómo nació tu interés especializado en maternidad y crianza?


Me lincencié en Psicología por la Universidad Complutense de Madrid y ya entonces mi interés estaba bastante centrado en la etapa de la infancia. De hecho esa etapa me parecía realmente interesante. Cuando desde siempre me decanté por todo el tema de la psicología del desarrollo, la prevención en la etapa de la infancia...etc. 

La Universidad poco nos ofrece, sobre todo el paradigma es cognitivo conductual. Cuando empecé a trabajar, empecé en escuelas infantiles como psicóloga. No estuve mucho tiempo porque ahí fue realmente cuando me di cuenta que era donde no quería estar.

No me gustaba la manera de interactuar con los niños con las familias, ni ese trato desde ese paradigma conductista.

Al final son lugares donde la manera de trabajar el sueño infantil o el control de esfínteres o la alimentación , y hablamos de la etapa de 0-3 años, se trabajaba desde un entrenamiento , el tema de premios y castigos... y eso me sirvió para darme cuenta de que no era coherente para mi y no era la manera en la que yo quería comunicarme y relacionarme , tanto con los niños como con las familias.

Mi interés en maternidad y crianza nace con el nacimiento de mi hija. Hace 6 años cuando soy yo cuando lo vivo  en primera persona. Generalmente mi trabajo, que es integramente con personas, lo suelo acompañar de mi vivencia personal, de mi interés personal , de lo que yo en cada momento estoy experimentado... y en ese momento llegó la maternidad, llegó una recién nacida y es ahí cuando empiezo a experimentarlo a vivirlo en primera persona y a formarme. Empiezo a leer , hacer cursos y formaciones para mi, y es ahí en el momento en el que decido especializarme.


Llegó una recién nacida:es ahí cuando empiezo a experimentarlo, vivirlo en primera persona y a formarme.
Twitter


¿Crees que existen carencias sociales importantes relacionadas con la maternidad y la paternidad? ¿Cuales?


Sí, hay muchas.

La primera es que no no se le da la importancia social a la maternidad y a la paternidad que realmente tiene. Vivimos en una sociedad orientada al consumo a producir y consumir bienes y servicios - economía capitalista- y   la maternidad muchas veces se puede llegar a convertir en una etapa de poco consumo y poca producción si se le respeta.

Cuando no se le respeta tanto la madre como el bebé se convierten en agentes consumidores brutales. Eso por un lado, la sociedad no permite, no acompaña en esa vivencia lenta, consciente, esa dedicación a la crianza y fuerza separaciones tempranas, y fuerza que la prioridad sea otra, como consumir y producir, no relacionarme y vincularme con ese bebé que acaba de nacer.

Luego también existe  la mentalidad muy centrada en el adulto y en las necesidades del adulto y no se conocen las necesidades  de los niños ni las etapas del desarrollo ni se le da peso a la voluntad del niño entonces esto genera muchas presiones en la maternidad y en la crianza, que generan muchísimos problemas y conflictos en las familias que son innecesarios.  

Luego está la de quemar etapas. Los niños "tienen que crecer rápido", los bebés desde que naces "tienen que madurar muy rápido", en la visión del adulto y de la sociedad, tienen que quemar etapas, llegar lejos, hay mucha competitividad, se genera un clima muy competitivo entre las  familias y parece que queremos que  crezcan muy rápido y el niño tiene su ritmo y su propio desarrollo, y eso no podemos cambiarlo. Veo que hay mucha presión en todo eso.

La maternidad se puede llegar a convertir en una etapa de poco consumo y poca producción si se le respeta.
Tweetear

Una de las épocas más importantes de nuestra vida es la adolescencia, sin embargo madres y padres se sienten muy alejados de sus hijos/as cuando esta fase se desarrolla ¿Por qué parece que nuestros hijos cambian tanto de repente y nos cuesta mantener la misma buena relación con ellos/as?¿Dejan de confiar en nosotros? 


Mónica Serrano PsicólogaEn la adolescencia hay una revolución en la persona, y si antes se decía que no se conocían bien las características del desarrollo en la infancia, las características y las necesidades de los adolescentes se conocen mucho menos, si a los niños los veíamos como adultos en miniatura, a los adolescentes directamente es que la sociedad no sabe en general qué les pasa. Es una etapa de transición entre la edad infantil y la edad adulta, por lo tanto es una etapa potente en la que la independencia y la autonomía cobran un peso muy importante. 


Creo que es una etapa en la que es necesaria muchísima escucha hacia el adolescente, mucho respeto, una comunicación muy respetuosa para trabajar la confianza.

La pregunta que me haces ¿Dejan de confiar en nosotros? No es que dejen de confiar, es que buscan su autonomía y muchas veces el adulto no es capaz de acompañar esta autonomía, esta necesidad de intimidad, de ir creciendo. Creo que la base está en la comunicación, en cómo nos comunicamos con nuestros hijos desde la infancia, luego en la adolescencia toda la base de comunicación y confianza si se ha construido sólidamente durante la infancia, durante la adolescencia ya tendremos mucho ganado, pero hay que continuar, y ¿Que confíen en nosotros? yo me plantearía más si confiamos nosotros en ellos. Hay muchos miedos,  la sociedad es una sociedad muy violenta entonces claro el dejar volar a la persona esa libertad o esa independencia que va adquiriendo poco a poco a veces da mucho miedo. 

Los adolescentes "no es que dejen de confiar, es que buscan su autonomía y muchas veces el adulto no es capaz de acompañar esta autonomía"Tweetear

¿Se pierde el apego?

El apego en teoría no se pierde. Si hay un vínculo afectivo construído desde la infancia se va a mantener y va a seguir creciendo y evolucionando , pero perderse como tal... el apego no se pierde, otra cosa es el tipo de vínculo que se haya construído. 


Entonces, ¿Qué podemos hacer para conseguir que sigan acudiendo a nosotros cuando tengan dificultades o vivan experiencias importantes?


Esto es muy complejo.

Una vez que llegamos a la adolescencia ya hay una base detrás muy amplia y va a depender de cómo se haya construido esa base de confianza mutua, de comunicación, como está la relación en ese momento..., pero a grandes rasgos y con las limitaciones que supone hablar de una manera tan genérica;


  • La sinceridad es importante
  • La escucha activa
  • Comunicarnos sin juzgar
  • Evitar juicios y etiquetas 
  • Evitar los sermones y las valoraciones morales sobre el adolescente 


Muchas veces somos muy críticos con ellos , entonces establecer sistemas de comunicación no violenta me parece básico entre muchas otras cosas, pero así en lo que se puede decir a rasgos generales y en un texto breve, yo propongo esto, pero hay muchas más acciones , hay que trabajar sobre toda la relación.

Una vez que llegamos a la adolescencia ya hay una base detrás y va a depender de cómo se haya construido.
Tweetear

¿Cómo deberíamos actuar ante un/a adolescente que no siente motivación por los estudios y no quiere estudiar o no logra aprobar?


Mónica Serrano Psicóloga de maternidad y crianza
Lo mismo que en la pregunta anterior. Depende de cada caso concreto, de cada persona, de sus vivencias , de lo que le está pasando... pero es importante observar y escuchar al adolescente, que le gusta, en qué destaca , que se le da bien cuales son sus fortalezas, todos tenemos fortalezas, entonces intentar ver en que se siente más a gusto  que le apasiona cuales son sus fortalezas y desde ahí quizás ir viendo.

Aquí hay un problema que no es solo del adolescente, el sistema educativo, la enseñanza secundaria es completamente desmotivante y ahí tenemos otro tema social  muy importante. Los adolescentes no sienten motivación por los estudios, tenemos que tener claro que no es solo  por los adolescentes, no es problema de ellos en general, si no que el sistema educativo está completamente obsoleto y es totalmente desmotivador y es ahí donde tendríamos que incidir mucho y analizar mucho el tema. 

El sistema educativo está completamente obsoleto y es totalmente desmotivador.
Tweetear


En relación a la educación secundaria los datos de fracaso escolar son elevados en España, en tu opinión ¿Por qué crees que ocurre?


Por que creo que la educación secundaria no es interesante, no es motivadora, no respeta los sistemas pedagógicos actuales, no respetan a la persona,... entonces la desmotivación es tan alta que la consecuencia es el fracaso escolar. Lo que ya he comentado en la pregunta anterior.


¿En qué nos puede ayudar la psicología a la hora de educar a nuestros hijos e hijas? ¿En qué se relacionan la psicología y la educación?


Nos puede ayudar, primero, a conocernos nosotros. Muchas veces creo que esa es la base en la educación y la crianza. El ser capaces de mirarnos , de vernos a nosotros mismos y de conocernos y ser más conscientes en todas nuestras vivencias para poder educar a nuestros hijos de una manera consciente y desde esa consciencia también vamos a ser capaces de ser mucho más respetuosos con sus procesos.

La psicología nos puede ayudar a trabajar los sistemas de comunicación que a mi me parecen básicos en todas las relaciones.

También a nivel emocional, acompañamiento emocional y después en temas de maternidad y crianza estamos muchas psicólogas y psicólogos  dedicándonos a acompañar a madres y padres ,a orientarles , asesorándoles para apoyarles en una crianza más respetuosa.


Cuéntanos cómo llevas a cabo tu profesión y qué servicios ofreces.


Trabajo en consulta individual, atiendo a personas hispanohablantes desde cualquier parte del planeta porque tengo mucha sesión de consulta online.

Trabajo desarrollo personal en mujeres y trabajo orientación en maternidad y crianza respetuosa, además tengo una formación anual de expertas para personas que quieren especializarse en el acompañamiento a la maternidad consciente y la crianza respetuosa , que se llama Maternidad feliz Crianza respetada. En mi página podréis ver mi trabajo, publico además mis artículos y contenidos sobre maternidad y crianza con mucha frecuencia.


Y tu ¿No crees que una psicóloga pueda ayudarte en este desarrollo familiar?¿Cuentas con el apoyo de un psicólogo? ¿En qué crees que falla la educación en la adolescencia?¿Por qué existe este insistente fracaso escolar?¿Conocías ya a Mónica Serrano? Deja tus respuestas e impresiones en los comentarios.


No hay comentarios:

Publicar un comentario